A Mensagem de Fidel Castro

Acabo de receber da Direção para a América Latina do Instituto Cubano para a Amizade com os Povos - ICAP o texto original da mensagem onde Fidel Castro diz que não aspira nem aceita o cargo de Presidente do Conselho de Estado e de Comandante em Chefe (no aspiraré ni aceptaré- repito- no aspiraré ni aceptaré, el cargo de Presidente del Consejo de Estado y Comandante en Jefe).
A mensagem é histórica, qualquer que seja o pensamento dos leitores acerca dele.
Segue na íntegra.


Mensaje del Comandante en Jefe


Queridos compatriotas:



Les prometí el pasado viernes 15 de febrero que en la próxima reflexión abordaría un tema de interés para muchos compatriotas. La misma adquiere esta vez forma de mensaje.



Ha llegado el momento de postular y elegir al Consejo de Estado, su Presidente, Vicepresidentes y Secretario.



Desempeñé el honroso cargo de Presidente a lo largo de muchos años. El 15 de febrero de 1976 se aprobó la Constitución Socialista por voto libre, directo y secreto de más del 95% de los ciudadanos con derecho a votar. La primera Asamblea Nacional se constituyó el 2 de diciembre de ese año y eligió el Consejo de Estado y su Presidencia. Antes había ejercido el cargo de Primer Ministro durante casi 18 años. Siempre dispuse de las prerrogativas necesarias para llevar adelante la obra revolucionaria con el apoyo de la inmensa mayoría del pueblo.



Conociendo mi estado crítico de salud, muchos en el exterior pensaban que la renuncia provisional al cargo de Presidente del Consejo de Estado el 31 de julio de 2006, que dejé en manos del Primer Vicepresidente, Raúl Castro Ruz, era definitiva. El propio Raúl, quien adicionalmente ocupa el cargo de Ministro de las F.A.R. por méritos personales, y los demás compañeros de la dirección del Partido y el Estado, fueron renuentes a considerarme apartado de mis cargos a pesar de mi estado precario de salud.



Era incómoda mi posición frente a un adversario que hizo todo lo imaginable por deshacerse de mí y en nada me agradaba complacerlo.



Más adelante pude alcanzar de nuevo el dominio total de mi mente, la posibilidad de leer y meditar mucho, obligado por el reposo. Me acompañaban las fuerzas físicas suficientes para escribir largas horas, las que compartía con la rehabilitación y los programas pertinentes de recuperación. Un elemental sentido común me indicaba que esa actividad estaba a mi alcance. Por otro lado me preocupó siempre, al hablar de mi salud, evitar ilusiones que en el caso de un desenlace adverso, traerían noticias traumáticas a nuestro pueblo en medio de la batalla. Prepararlo para mi ausencia, sicológica y políticamente, era mi primera obligación después de tantos años de lucha. Nunca dejé de señalar que se trataba de una recuperación "no exenta de riesgos".



Mi deseo fue siempre cumplir el deber hasta el último aliento. Es lo que puedo ofrecer.



A mis entrañables compatriotas, que me hicieron el inmenso honor de elegirme en días recientes como miembro del Parlamento, en cuyo seno se deben adoptar acuerdos importantes para el destino de nuestra Revolución, les comunico que no aspiraré ni aceptaré- repito- no aspiraré ni aceptaré, el cargo de Presidente del Consejo de Estado y Comandante en Jefe.



En breves cartas dirigidas a Randy Alonso, Director del programa Mesa Redonda de la Televisión Nacional, que a solicitud mía fueron divulgadas, se incluían discretamente elementos de este mensaje que hoy escribo, y ni siquiera el destinatario de las misivas conocía mi propósito. Tenía confianza en Randy porque lo conocí bien cuando era estudiante universitario de Periodismo, y me reunía casi todas las semanas con los representantes principales de los estudiantes universitarios, de lo que ya era conocido como el interior del país, en la biblioteca de la amplia casa de Kohly, donde se albergaban. Hoy todo el país es una inmensa Universidad.



Párrafos seleccionados de la carta enviada a Randy el 17 de diciembre de 2007:



"Mi más profunda convicción es que las respuestas a los problemas actuales de la sociedad cubana, que posee un promedio educacional cercano a 12 grados, casi un millón de graduados universitarios y la posibilidad real de estudio para sus ciudadanos sin discriminación alguna, requieren más variantes de respuesta para cada problema concreto que las contenidas en un tablero de ajedrez. Ni un solo detalle se puede ignorar, y no se trata de un camino fácil, si es que la inteligencia del ser humano en una sociedad revolucionaria ha de prevalecer sobre sus instintos.



"Mi deber elemental no es aferrarme a cargos, ni mucho menos obstruir el paso a personas más jóvenes, sino aportar experiencias e ideas cuyo modesto valor proviene de la época excepcional que me tocó vivir.



"Pienso como Niemeyer que hay que ser consecuente hasta el final."



Carta del 8 de enero de 2008:



"...Soy decidido partidario del voto unido (un principio que preserva el mérito ignorado). Fue lo que nos permitió evitar las tendencias a copiar lo que venía de los países del antiguo campo socialista, entre ellas el retrato de un candidato único, tan solitario como a la vez tan solidario con Cuba. Respeto mucho aquel primer intento de construir el socialismo, gracias al cual pudimos continuar el camino escogido."



"Tenía muy presente que toda la gloria del mundo cabe en un grano de maíz", reiteraba en aquella carta.



Traicionaría por tanto mi conciencia ocupar una responsabilidad que requiere movilidad y entrega total que no estoy en condiciones físicas de ofrecer. Lo explico sin dramatismo.



Afortunadamente nuestro proceso cuenta todavía con cuadros de la vieja guardia, junto a otros que eran muy jóvenes cuando se inició la primera etapa de la Revolución. Algunos casi niños se incorporaron a los combatientes de las montañas y después, con su heroísmo y sus misiones internacionalistas, llenaron de gloria al país. Cuentan con la autoridad y la experiencia para garantizar el reemplazo. Dispone igualmente nuestro proceso de la generación intermedia que aprendió junto a nosotros los elementos del complejo y casi inaccesible arte de organizar y dirigir una revolución.



El camino siempre será difícil y requerirá el esfuerzo inteligente de todos. Desconfío de las sendas aparentemente fáciles de la apologética, o la autoflagelación como antítesis. Prepararse siempre para la peor de las variantes. Ser tan prudentes en el éxito como firmes en la adversidad es un principio que no puede olvidarse. El adversario a derrotar es sumamente fuerte, pero lo hemos mantenido a raya durante medio siglo.



No me despido de ustedes. Deseo solo combatir como un soldado de las ideas. Seguiré escribiendo bajo el título "Reflexiones del compañero Fidel" . Será un arma más del arsenal con la cual se podrá contar. Tal vez mi voz se escuche. Seré cuidadoso.



Gracias.



Fidel Castro Ruz

18 de febrero de 2008

5 y 30 p.m.

Comentários

Cris Moreno disse…
Ei Alencar, tirando o "el caballo", com todo respeito, é claro, por uma parte da história, mas estou com crisblogando.blogspot
Quando vc for ao morenocris, aproveite e click no crisblogando..músicas, poesias, poemas...

Beijos.
Anônimo disse…
Aí vai um comentário abobrinha , mnha especialidade
Brinquei com meus amigos que enquanto eles se preocupam com títulos da FIFA etc meu time está realmente na históra e isso é o que importa realmente , afinal ele está no discurso de renúncia de um dos maiores senão o maior líder do nosso tempo , pois , o mencionado Niemeyer é Botafoguense ., que nem que eu.
Um abraço
Tadeu
JOSÉ DE ALENCAR disse…
Cris, já fui e gostei tanto do que vi e li que lancei sua candidatura para Secretária Municipal na gestão do Elias Pinto.

Tadeu, agora que El Caballo vai ter mais tempo quem sabe ele não resolve fundar uma torcida organizada do Fogão em Cuba...
Te garanto se ele fizer isso no dia seguinte ela será a maior torcida organizada do Fogão no Exterior
Anônimo disse…
Não diga isso , blasfêmia , nobre Alencar.
No exterior perdemos para Flamengo , claro , São Paulo talvez now-a-days e pronto a partir daí somos nós e o Santos o resto vem lá trás.
Nas minhas andanças no exterior por conta de trabalho uso a camisa 7 imortal e já fui parado em botecos na Holanda , Inglaterra , Italia , Irlanda e pasme até em NYC num jogo de hoquei no gelo aos gritos de Garrincha ou qq coisa parecida que eles conseguem pronunciar.Na Holanda o cara falou até do Mauricio e do título de 89 (20 anos depois) , era um fanático pela estrela solitária.
Abs
Tadeu
JOSÉ DE ALENCAR disse…
Puxa, estou impressionado.
Mas isso vai ser só até o Niemeyer convidar o Fidel para fundar uma torcida organizada do Fogão em Cuba. Ele não vai recusar um convite desses, agora que está semi-aposentado.
No dia seguinte serão alguns milhões de foguistas desde criancinha.
E, claro, Niemeyer vai doar o projeto da sede da torcida organizada.
Que tal o nome BotaCuba?
Cris Moreno disse…
Caramba, já ri tanto...

Beijos.

Ah, tem outro cargo pra vc tb... rsrs

:)
Anônimo disse…
Valeu rsrsrsrs
Já até imagino a força da torçida conduzida por estes dois gigantes.
Ninguém segura o pavilhão alvinegro(claro ninguém aguenta com ele)
rsrsrsrsrs
tem uma brincadeirinha para o nome da organizada com as letras Cuba e Botafogo mas não ousei fazê-la em respeito ao seu blog e a nossa linda Cris que nos lê.
Abraços e desculpe pelas asneiras blog trata de tantas questões sérias e eu aqui na brincadeira
Tadeu
JOSÉ DE ALENCAR disse…
Caríssimo Tadeu,
Caríssima Cris.

Obrigado pelos risos e, igualmente, pelo respeito, uma coisa temperando a outra e, convenhamos, na sutil e exata medida.
Voceês são como dois gourmets que preparam a quatro mãos bons pratos. Que, bem a propósito, se encontram cada vez mais na blogosfera (pelo menos nos blogs que frequento).
Lafayette disse…
Como te disse, não gosto nem de ditadura do amor, imagine de Estado.

A importância de Fidel é a aula que a luta cubana deu e dá, principalmente pra nós, latinos, de que existe pecado e esperança ao sul do equador.

Costumo a dizer (mentira, só a pensar) que a "Marcha da Família com Deus pela Liberdade" nos fudeu! (desculpe-me, mas é na medida)

Não, não que eu queira que o Brasil fosse, atualmente, socialista, comunista ou outra coisa parecida, pois acho que qualquer Estado pode ser o que quiser, desde que seja bom para o seu povo.

É que faço a seguinte elucubração filosófica-etílica (como diria meu pai):

-Jango no poder. Viraríamos um país socialista.

-Sem dinheiro acumulando, mas educação para todos, saúde para todos, transporte para todos, etc.

-Mortalidade infantil rés ao solo pátrio. Vacinação em dia. Pré-natais em dia etc.

-Dificuldade para comprar peça para geladeira que quebrou, pro carro que morreu, tinta para parede que descacou etc.

-Prisões ilegais e/ou irregulares (ops, isto tanto faz, seja no socialismo, capitalismo, ditadura ou democracia, vide de Abaetetuba à Guatanamo)

-Porém, sem analfabetos, muitos técnicos, muitos formados, muitos especialistas, muitos doutores, muitos phd's, pós-phd's, médicos, engenheiros, farmacéuticos etc. etc.

-O Brasil não se sustentaria socialista, porém, tal qual aconteceu no leste europeu.

-Assim, na minha "viagem", desde início de 90 nosso "muro cairia", e, a partir de então, TERÍAMOS TUDO PARA CONQUSITAR O MUNDO!

-Já pensastes 180 millhões de alfabetizados, e dentre estes, 100 milhões de técnicos, doutores, cientistas etc. etc.

-Ora, agora, em 2008, teríamos (todos, inclusive o pessoal lá do Tenoné onde estou morando) condições de comprar a peça do carro, a tinta da parede, o imã da geladeira!

-Pois, do jeito que está, qual foi a vantagem que o Brasil levou, destituindo o Jango?

Postagens mais visitadas